Fibromialgia


La fibromialgia es un trastorno que causa dolores musculares y fatiga (cansancio). Las personas con fibromialgia tienen “puntos hipersensibles” en el cuerpo. Estos se encuentran en áreas como: el cuello, los hombros, la espalda, las caderas, los brazos y las piernas. Los puntos hipersensibles duelen al presionarlos.
Aunque aún queda mucho por saberse de esta enfermedad, hay varias cosas que se pueden hacer para sentirse mejor. Entre ellas está dormir lo suficiente, alimentarse bien, tomar correctamente los medicamentos recetados y ejercicio físico.
Es en este último punto es donde haremos algo de hincapié, por ser con el cual estamos más relacionados.
Aunque cuando se comenta “hacer ejercicio físico”, no se especifica ninguno en concreto, nosotros publicamos un estudio hecho por la Universidad de Extremadura. Esto no quiere decir que otras actividades no sean positivas, incluso puede que más pero el estudio está hecho con este aparato.
Y todo sea por el bien de quienes padecen esta enfermedad.
La bicicleta estática mejora el estado de personas con fibromialgia
La Universidad de Extremadura ha realizado un estudio sobre los beneficios de la actividad física en pacientes con fibromialgia. Concluye que sesiones puntuales de bicicleta estática reduce la respuesta inflamatoria de esta enfermedad.
A pesar de que la fibromialgia es una patología muy frecuente, cuyos pacientes son en el 90% mujeres, su diagnóstico sigue siendo complicado, sobre todo porque su principal síntoma, el dolor, quizás el más molesto y limitante, es difícil de cuantificar e identificar. Gracias a esta investigación, se pudo determinar que son necesarios al menos ocho meses de ejercicios regulares para disminuir el estado inflamatorio y mejorar su bienestar.
Las conclusiones indicaron que realizar sesiones puntuales de bicicleta estática durante unos 45 minutos a una intensidad moderada contribuye a regular las alteraciones sufridas en su respuesta inflamatoria. El coordinador de este estudio, Eduardo Ortega, explicó que “las personas sanas desarrollan, de manera innata, durante la práctica de ejercicio físico una respuesta inflamatoria que despierta y alerta las defensas. En el caso de las personas con fibromialgia queríamos ver qué ocurría, si perjudicaba a su estado inflamatorio ya alterado. Hemos comprobado que en ellas el efecto es diferente, baja la respuesta inflamatoria, pero sin comprometer sus defensas innatas frente a los patógenos. Por tanto, el resultado es muy positivo”.
Más allá de los beneficios para regular su respuesta inmunitaria, durante los estudios se ha comprobado que estas sesiones aisladas de ejercicio pueden ser una valiosa herramienta para diagnosticar la enfermedad. La autora principal de estos trabajos, Elena Bote, explicó que a través de diversos bio marcadores, identificados a lo largo de sendos trabajos científicos, han visto que realizar una única sesión de ejercicio es sólo anti-inflamatorio si la persona padece fibromialgia y no en las personas sanas. “Las pruebas en sangre han demostrado con contundencia que las citoquinas pro inflamatorias sólo descendían en personas que presentaban esta enfermedad”, señaló.
Estos resultados suponen una importante aportación para el ámbito científico. Este trabajo ha recibido el primer premio del Congreso Nacional de la Sociedad Española de Medicina del Deporte.
Las conclusiones del estudio permiten comenzar a utilizar una prueba sencilla de ejercicio para determinar si existe o no esta patología: “Igual que se hace una prueba de esfuerzo para detectar patología coronaria, este test podría ayudar a determinar, con criterios objetivos, si existe esa enfermedad silenciosa y de origen incierto como es la fibromialgia”, manifestó Ortega.
En este sentido, Bote añadió que “aunque todavía no podemos asegurar que estos efectos anti-inflamatorios inducidos por sesiones puntuales de ejercicio sean exclusivos para pacientes con fibromialgia (se necesitan estudios en un mayor número de pacientes en ésta y otras patologías), publicaciones previas de otros grupos de investigación han indicado que los efectos del ejercicio en la mayoría de las patologías inflamatorias crónicas son similares a los de personas sanas, por lo que los efectos anti-inflamatorios podrían ser bastante diferenciales en la fibromialgia”.

Devolver al deporte todo lo que me ha dado


«Es el momento de devolver al deporte todo lo que me ha dado»
Isabel Fernández, Oro olímpico en Sidney 2000 y vicepresidenta primera del COE.
La judoca alicantina afronta «con mucha ilusión y muchas ganas» su nuevo cargo con el que ya ha empezado a tomar contacto

La de Isabel Fernández es una vida entregada al deporte. Su carrera profesional se prolongó durante 16 años, en los que le dio tiempo a participar en cuatro Juegos Olímpicos -se colgó un bronce, en Atlanta 96, y un oro, en Sidney 2000, además de ser la abanderada española en Atenas 2004- y a proclamarse campeona europea y mundial. Ahora, lejos de desconectar del mundo del deporte, ha aceptado hacerse cargo de la vicepresidencia del Comité Olímpico Español después de que Alejandro Blanco pensase en ella para suplir a Theresa Zabell en el puesto.
Enhorabuena por su nombramiento como vicepresidenta primera del COE.
– Muchas gracias. Estoy muy agradecida al COE y, en especial, a su presidente, Alejandro Blanco. Él fue quien me eligió y me presentó en la comisión ejecutiva. He participado en cuatro Juegos Olímpicos, he luchado por cinco clasificaciones olímpicas, he sacado medallas, he sido abanderada y estoy muy vinculada al COE, por eso me hace mucha ilusión poder formar parte de esa casa.
La constancia, el tesón y el trabajo me han dado todo lo que he conseguido sin venirme abajo.
¿Qué le dijo Alejandro Blanco cuando la propuso el cargo?
– Me llamó y me dijo que si quería formar parte del COE en el puesto de vicepresidenta primera. Me dijo que me lo pensara y que en un par de días me volvería a llamar. Al día siguiente, me llamó y no tuve dudas. Y yo, la verdad, estoy encantada con seguir relacionada con el olimpismo. Haré todo lo que esté en mi mano por el deporte español.
¿En qué va a consistir su trabajo en el COE?
– Me voy a encargar de la Comisión Mujer y Deporte. También, dentro del CSD, voy a llevar el plan ADO. Estaré cerca de los deportistas, por si tienen algún problema académico, con la familia… haciendo de tutora. Otra tarea será fomentar el olimpismo yendo a los colegios. Yo, al haber sido deportista, conozco cómo funciona la clasificación olímpica, las becas… Empecé en el 92 y ya quedé campeona de España senior, entré en la selección absoluta y fui a los Juegos de Atlanta, Sidney, Atenas y Pekín. Para los de Londres me quedé a un solo puesto. Conozco cómo funciona el olimpismo.
Va a trabajar en la Comisión Mujer y Deporte en un momento en el que el deporte femenino español está en un gran momento.
– El deporte femenino cada vez está más asentado. A base de resultados, se está demostrando que las mujeres están ahí. Lo demostraron en Londres, donde muchos equipos femeninos, que antes costaba más que sacasen resultados, han conseguido medallas. La mujer es, quizás, un poco más constante y más sufrida a la hora de trabajar, pero eso no quiere decir que los hombres no lo sean. Al final, la que quiere y tiene voluntad y constancia, llega. A mí, la constancia, el tesón y el trabajo me han dado todo lo que he conseguido, sin venirme abajo. Si veía que algo no me salía, lo intentaba solucionar por otro lado.
¿A qué se debe la mejoría del deporte español en los últimos años?
– El CSD se ha dedicado a las becas, antes no había ayudas a los deportistas, solo casos excepcionales por muy buenos resultados. Pero las becas ADO impulsaron mucho el deporte, los deportistas empezaron a ser profesionales. España está destacando en muchísimos deportes, desde el patinaje artístico, con Javier Fernández, a Mireia Belmonte en natación.
¿Tiene ganas de empezar a trabajar en el COE?
– Sí. Ya he tomando contacto y quiero ponerme a trabajar en la Comisión Mujer y Deporte y con el tema de las becas ADO. Este mes tengo una reunión con el CSD, para ponerme al día. Tengo mucha ilusión y muchas ganas de hacerlo lo mejor posible. Todo lo que tengo me lo ha dado el deporte y ahora que estoy fuera del tema deportivo quiero hacerlo lo mejor posible para que el deporte español se impulse. Quiero devolver al deporte lo que me ha dado.
¿Va a poder seguir trabajando en su escuela de judo?
– De momento, estuviera haciendo lo que estuviera haciendo, siempre he estado vinculada con la escuela. Sigo practicando judo siempre que puedo, a otro nivel, porque no puedo al de antes, pero todos los miércoles dejo a la peque con mi madre y voy a entrenar con la gente que se está preparando para competir. Tenemos a dos chicas en el club, Marta Tort e Isabel Puche, que están luchando para poder clasificarse a los próximos Juegos. En el club, siempre que puedo ayudo en las exhibiciones con los niños, porque ellos tienen que verse reflejados en un espejo.
¿Qué opinan los niños de tener como maestra a toda una campeona olímpica?
– Ellos están acostumbrados a verme. Yo soy muy accesible y me gusta estar con ellos. También tengo aquí a mi hija, que tiene cinco añitos, y me encanta que haga deporte. Pero sin pensar en la competición. Yo empecé con siete años y no pensé en la competición hasta los 18. Entonces, ya vi que estaba sacando resultados casi sin quererlo y es cuando te das cuenta de que puedes empezar a competir. A edades tempranas lo importante es que se lo pasen bien y adquieran una base que después les venga bien para cualquier deporte.
Es madre, tiene un club de judo, ahora es vicepresidenta del COE. ¿Se considera una ‘superwoman’?
-¡Qué va! Al final uno tiene tiempo para lo que le gusta y para lo que quiere. Es cierto que cuando tienes familia e hijos, tienes que disfrutar de ellos y dedicarles tiempo, porque el tiempo pasa muy rápido. Mi hija ya tiene cinco años y parece que la tuve el otro día. Si es que ya la veo hecha una mujercita. Luego no querrá estar conmigo y querrá salir con sus amigas, hay que aprovechar el tiempo. Y si puedo hacer deporte con ella, mejor. Sea judo o el que sea.
Insertado desde <http://www.laverdad.es/alicante/deportes/mas-deportes/201502/09/momento-devolver-deporte-todo-20150209004341-v.html>

Willem Ruska


Willem Ruska nació en Amsterdam, Holanda, el 29 de agosto de 1940. Ruska, más conocido como el “tarzán del tatami” (por su impresionante físico), pasó al salón de la fama de judo en 2013. Fue un yudoca que marcó un estilo en su tiempo y enriqueció más a este deporte. Ruska falleció el pasado 14 de febrero.
Su primera medalla europea, bronce, la obtuvo en 1965, celebrada en Madrid. De los pocos yudocas en conseguir dos medallas de oro en unas mismas olimpiadas (Munich 72), al competir en el peso de +93Kg y en la categoría abierta (actualmente esta categoría ya no existe en las Olimpiadas, por eso es imposible conseguir más de una medalla en este deporte).
En recuerdo a su memoria, os mostramos su participación en las mencionadas olimpiadas: