Luz, cámara y… ¡Acción!


El día 15 fue nuestro día de inicio para los más “mayorcitos”, aunque algunos no dejaron la actividad totalmente, este era el día para desempolvar el Judogui.
Tenemos nuevas incorporaciones, ya que los peques van creciendo y haciéndose mayores. Fue una grata sorpresa volver a ver las caras de los de siempre y encantados de recibir a los nuevos, dando la bienvenida a Raúl, padre de uno de nuestros alumnos alevines, quien se ha animado. En esta ocasión, nuestro gran amigo del Club JudoIndalo, Antonio Giménez, no dudó en venir a compartir este comienzo de temporada con nosotros, acompañado de algunos de sus alumnos. Faltaron algunos que se incorporarán a lo largo de la primera semana. La nota de humor la pusimos con nuestra querida “Candelita” a la que no dejamos de recordarle que era una infiltrada, ya que este año estará en Granada, perteneciendo al Club Budo.
Orgullosos, satisfechos, emocionados, por el reencuentro, con más ganas que nunca de seguir aportando nuestro granito de arena a este mundillo del Judo. La intención es comenzar una temporada llena de objetivos y metas, la cual afrontamos con nuevas propuestas, la más importante es que todos disfruten de este deporte y se sientan parte de este Club. La maquinaria ya se ha puesto en marcha, nuestro buque inicia su rumbo. En el horizonte marcamos nuestros futuros destinos, entre los que se encuentra conseguir nuevos cinturones negros y asistir a todos los eventos que nuestros alumnos nos demanden, intentando mantener firme el timón y conseguir una agradable singladura.

Los comentarios están cerrados.